Smartwatch: ¿Moda tecnológica o realidad de futuro?

Los wearables están en el trend topic de los gadgets tecnológicos en la actualidad. Si bien es cierto que no es un invento de este año pasado, ya que gigantes informáticos como Microsoft ya experimentaron con ellos hace unos diez años, sí es cierto que este último año se han lanzado al océano del mercado tecnológico de las masas y han subido como la marea en plena luna llena. Con el tiempo sabremos si baja la marea… Todo depende de las funcionalidades y los usos que se le den a tales dispositivos inteligentes, ya que, siempre que dé un valor añadido al usuario, éste será fiel a ello.

 

 

 

Según comenta el responsable de marketing de LG España, Elías Fullana, “nuestros esfuerzos en I+D siempre están enfocados hacia el diseño de productos que hagan mejor el día a día de nuestros usuarios”, y el futuro de los mismos por parte de las empresas propulsoras de wearables es el de ofrecer una gama amplia de productos indicados para diferentes usos y capaces de satisfacer distintas necesidades.
Pero, ahora nos preguntamos, ¿qué tipo de necesidades quieren cubrir? Por el momento, en el mercado tenemos (y algunos ya en su muñeca o en un cajón) dispositivos tales como el Galaxy GearAndroid WearWatch RZen Watch, o dentro de unos meses el Apple Watch, y nos ofrecen por el momento, un avisador de notificaciones cuco y moderno, peroel consumidor pide más
Analizamos la situación: Un aparato atractivo, nuevo, que causa curiosidad y que grandes marcas apuestan por él y comercializan sus versiones; el usuario lo compra, y al cabo de unos días, cuando su nivel de satisfacción por la adquisición baja, y sus expectativas creadas no corresponden a lo que esperaba, el dispositivo acaba en el cajón. Muerto de risa.

Por el momento estos aparatos despiertan curiosidad en el ciudadano pero no ven la necesidad de incorporarlo a su día a día, según un estudio de Endeavour Partners que asegura que el 33% de los wearables vendidos son ‘abandonados’ en menos de seis meses. 
Debemos tener paciencia, ya que se están invirtiendo grandes sumas de dinero e interés en este mercado por parte de muchas compañías multinacionales y son muchos los que están desarrollando el potencial que estos dispositivos tienen. Según dicen desde SiliconWeek “a día de hoy, la salud es uno de los temas que monopolizan el potencial de los dispositivos tipo smartwatch”.
¿Hablamos del futuro de los smartwatches en el campo de la salud y la medicina? El tiempo dirá…

Nuevas sensaciones, nuevas realidades.

Son muchas las tecnologías que se han ido desarrollando a lo largo de la historia, cada vez más aquellas que permiten mejorar nuestro día a día y otras que simplemente mejoran la experiencia de cualquier producto o situación. Con motivo del Meetmobile Valencia, evento mensual en Valencia para los amantes de la tecnología móvil, que se lleva a cabo hoy en nuestro centro, este post irá dedicado a tres de los productos que serán mostrados gracias a Mobilendo.

En primer lugar, os mostramos las Oculus Rift. Cuánto alucinamos con la realidad virtual ¿verdad?, la visión 3D es algo que en la mayoría de los casos gusta por acercar el máximo posible al individuo aquello que está viendo; pasas de ser un mero espectador y te conviertes en personaje. Pues bien, estás toscas gafas te permiten sentir muy de cerca aquello que estás viendo a través de ellas. Digamos que la experiencia no puede ser más real. 

 Sabemos que están adaptando videojuegos como Mirror’s Edge o Team Frotress, ya que estos productos serán la principal finalidad de las Oculus, y tienen previsto conseguir una versión más ligera del producto para consumidores finales. Pero hay mucho camino por descubrir aún en ellas…

 

 

Bien, los dos siguientes productos que os presentamos tienen mucho que ver con el movimiento corporal, y más en concreto, con el de nuestras manos.

 Myo controla, de forma remota, con movimientos musculares de manos y brazos, ordenadores, smartphones y otras tecnologías. -¿Cómo?- os preguntaréis, pues a través de un brazalete que una vez puesto y conectado mediante bluetooh al dispositivo de llegada, con un chasquido de dedos o un giro de tu brazo harás que tu televisor cambie de canal, y otras muchas funciones. Aquí os mostramos unas de los muchos usos que tiene.

¿La ventaja? No tienes por qué estar delante del aparato receptor de señal para que funcione (esto sí que ocurre con Kinect), y aparte de esto, ofrecen un API para que desarrolladores puedan aplicar funcionalidades al dispositivo.

 

Por último, Leap Motion, sistema muy similiar al de Myo; consta de un sensor que te permite manejar la realidad virtual capturando el movimiento de las manos y transmitiéndolo a un dispositivo electrónico como puede ser un ordenador. En este caso el rango de visión con el dispositivo sí es importante para que funcione conrrectamente. Aquí os lo mostramos:

 

Cuando la tecnología y lo humano se unen…